in

El Top 20 De Los Cenotes En Cancún Y En La Riviera Maya

Cancún y la Riviera Maya son tierra de cenotes, los hermosos cuerpos de agua de origen kárstico que se forman por la disolución de la roca caliza.

Cerca de la costa Caribe mexicana hay centenares de cenotes de gran belleza y estos son probablemente los 20 más impresionantes y encantadores para las diversiones acuáticas.

1. Cenote Azul

A un costado de la hermosa Laguna de los 7 Colores de Bacalar está el Cenote Azul, con majestuosas cavernas por las que puedes bucear, preferiblemente en compañía de un guía experto.

Se encuentra rodeado de jungla casi virgen, a aproximadamente un km del Hotel Barceló, por la carretera federal. A pesar de su belleza, siempre es posible encontrar espacio, aunque por las tardes está más concurrido.

Se trata de un cuerpo de agua amplio y profundo, de hasta 90 metros de hondo y 360 metros de longitud. El Cenote Azul es muy limpio, de ambiente familiar y su tarifa de acceso no es elevada.

2. Casa Cenote

Este cenote del Municipio de Tulum tiene un extenso canal que se va alejando del Mar Caribe, del cual está separado por una angosta franja de tierra.

Sus aguas transparentes permiten ver tan nítidamente el interior, que en verdad parece menos profundo de lo que lo es en realidad.

Por su longitud es bueno para nadar y el acceso cuesta unos 120 MXN por visitante. Alguna gente que busca mayor tranquilidad prefiere ir al final de la tarde, cuando los que han pasado el día lo están abandonando.

Es ideal para bucear, hacer sonorkel y navegar en canoa, y su cercanía con la playa permite disfrutar del cenote y del arenal en un solo rato.

3. Cenote Selvática

Se encuentra en el km 18 de la Ruta de los Cenotes quintanarroense, por la Carretera Puerto Morelos – Leona Vicario.

Cuenta con varias tiroleses por las que te puedes desplazar sobre el espejo de agua y sus puentes colgantes son una divertida experiencia en la que podrás competir con tus amigos sobre quién los atravesará sin caerse.

Igualmente, puedes hacer saltos de bungee desde una repisa, para terminar dándote un delicioso chapuzón en las nítidas y refrescantes aguas.

El ambiente de jungla del parque Selvática crea un ambiente de íntimo contacto con la naturaleza y el personal es toda amabilidad y gentileza.

Muchos usuarios califican a Selvática como el mejor lugar de la Riviera Maya para practicar actividades extremas.

4. Cenote Siete Bocas

Se localiza en el km 15 de la Ruta de los Cenotes, cerca de Puerto Morelos. No se encuentra entre los más concurridos, por lo que es apropiado para las personas que prefieren evitar las aglomeraciones.

Precisamente porque no es masivo, casi carece de infraestructura, por lo que será necesario que lleves el equipamiento para bucear y snorkelear.

Por su rusticidad, es un cenote favorito de las personas a las que les gustan las cosas lo más naturales posibles.

Como su nombre lo indica, tiene 7 bocas por las que entra la luz del sol, reflejando bellamente el color azul de las aguas.

5. Cenote Chac Mool

Es un cenote poco profundo, bueno para los buceadores principiantes que se quieren estrenar en estos cuerpos de agua, ya que no hay que bajar por abismos de vértigo ni penetrar por estrechos pasadizos.

Cuenta con increíbles pasajes llenos de formaciones rocosas, como estalactitas, estalagmitas y columnas, además de restos vegetales como troncos y raíces.

La iluminación es magnífica cuando la luz del sol penetra por la caverna. Es recomendable que todo principiante se haga acompañar por un conocedor.

6. Cenote Zacil-Ha

El Cenote Zacil-ha está situado en el km 8 de la carretera Tulum – Coba. Cuenta con tirolesa y las personas a cargo lo mantienen limpio y en buenas condiciones.

Dispone de una infraestructura rústica, pero muy acogedora y aunque el espejo de agua no es muy grande, los espacios exteriores permiten a los visitantes instalarse con toda comodidad, en palapas, mesas, sillas y sombrillas.

La tirolesa es corta pero muy divertida y los visitantes hacen fila una y otra vez para disfrutarla.

Cuenta con servicios sanitarios, cambiadores, restaurante y área para comida. Si llevas tus alimentos debes pagar el descorche. La tarifa normal de acceso es de 50 MXN.

7.Cenote Ponderosa

La zona de cenotes en la que se encuentra este hermoso cuerpo de agua es llamada Jardín del Edén y el Ponderosa se encuentra en el km 24 de la Carretera Cancún – Tulum.

El camino de acceso es algo escarpado, pero vale la pena hacerlo por la belleza del lugar. El agua es fía, cristalina y de precioso color. El acceso cuesta 100 MXN y el alquiler del equipo de snorkel es de 40 MXN.

Tiene buenas áreas tanto para nadar como para bucear y no cuenta con restaurante, por lo que si vas por una larga jornada debes llevar tus alimentos.

El cenote está lleno de peces multicolores y las aguas transparentes casi permiten tomarlos con las manos.

8. Cenote Cristalino

Se encuentra muy cerca del Cenote Azul de Playa del Carmen (no confundir con el Cenote Azul de Bacalar), tras pasar el Parque Aktun Chi por la Carretera 307.

Tiene la apariencia de una gran piscina natural y por sus nítidas aguas circulan pececillos de distintos colores. Permite practicar varios entretenimientos acuáticos como nado, snorkel y buceo, y también cuenta con tirolesa.

La infraestructura del Cenote Cristalino es suficiente para pasar un encantador día en familia o entre amigos, ya que dispone de restaurante y servicios básicos.

También es bueno para ir por un rato no muy largo, como al final de la tarde, porque está cerca de la zona hotelera, a unos 20 minutos del centro de Playa del Carmen.

9. Cenote Dos Ojos

Está situado a solo 15 km de la cabecera municipal de Tulum, por lo que es muy cómodo para ir en taxi desde esa localidad.

El acceso al cenote es por un estrecho camino de terracería y por la cercanía con Tulum hay que procurar llegar temprano para encontrar un buen lugar.

Los buceadores tienen en el Cenote Dos Ojos uno de sus sitios preferidos en la Riviera Maya porque el cuerpo de agua está conectado con una amplia e intrincada red de cuevas submarinas que es una de las más grandes del planeta.

Tiene áreas tanto para buceadores novatos, como para experimentados, siendo uno de los cenotes más frecuentados. También dispone de sitios de descanso y hamacas.

10. Cenote Cristal

Este cenote abierto, también llamado Naharon, se localiza a 3 km al sur de Tulum por la Carretera Federal 307.

Tiene la apariencia de una enorme alberca natural colocada por una mano milagrosa en medio de un bello predio de palmeras y verde vegetación.

Su profundidad es de solo 5 metros, resultando magnífico para los chicos que recién comienzan en los divertidos deportes subacuáticos.

Tiene una plataforma de dos metros para aventarse, aunque los que prefieren la comodidad de una hamaca pueden admirar el cenote, libres de todo riesgo.

Esta abierto entre 8 AM y 5 PM y cuenta con chalecos para rentar. Además, hay una palapa para dejar las cosas y comer.

11. Gran Cenote

Como su nombre lo indica, es un gran cuerpo de agua kárstico situado a unos 3 km y medio de Tulum, por la carretera que va jungla adentro, en dirección al sitio arqueológico maya de Coba.

La máxima profundidad del Gran Cenote es de solo 10 metros, lo que unido a su red de cuevas, lo convierten en un lugar apropiado para los entretenimientos acuáticos de todos los miembros de la familia, a condición de que puedan nadar.

Las imágenes que esperan debajo del agua son maravillosas, con estalactitas, estalagmitas y otras formaciones, mientras que su magnífica iluminación lo hace un lugar indicado para los buceadores con poca experiencia en cenotes.

Los servicios en el lugar son algo cortos, ya que solo ofrecen estacionamiento, baños y renta de equipos de snorkel.

12. Cenote Tak Be Ha

Lo más espectacular de este cenote es el impresionante techo cavernario situado encima del espejo de aguas cristalinas.

Tak Be Ha está a un cuarto de hora de la cabecera de Tulum y a media hora de Playa del Carmen por la Carretera Federal 307 que une a ambas localidades  y el ingreso a la caverna es a través de un hoyo.

La caverna formada hace millones de años es de singular belleza, especialmente por las formaciones rocosas que penden del techo como lanzas pétreas que parecen prontas a ser disparadas hacia el agua.

El lugar está muy bien cuidado y la gente paga gustosamente los 100 pesos para ir a nadar, snorkelear y admirar la belleza del cuerpo de agua y el entorno.

13. Cenote Angelita

Está formado por corrientes subterráneas de aguas dulces y saladas y se localiza a 16 km de Tulum, en dirección a Chetumal. Para llegar al cenote hay que caminar medio kilómetro a través de la jungla.

La profundidad máxima del cuerpo de agua es de 60 metros y los buceadores tienen buena visibilidad más o menos hasta los 30 metros.

La corriente es parecida a un río de superficie, con sus orillas con vegetación y cubiertas de hojarasca. En el fondo es posible distinguir troncos de árboles que sucumbieron al paso del tiempo.

Es parecido a un túnel vertical en el que se juntan las aguas dulces y de mar y el sulfuro de hidrógeno contenido en el agua salada crea un interesante efecto visual, con los buzos como flotando en el agua.

14. Cenote Taj Mahal

Este cenote es llamado como el famoso mausoleo hindú del siglo XVII, quizá por el parecido del nombre con su denominación nativa de Tajma Ha.

Se encuentra algo apartado de la Carretera Federal 307 a unos 25 km al sur de Playa del Carmen. La transparencia de sus aguas permite apreciar el fenómeno natural de las haloclinas, que son columnas de agua con capas de diferente apariencia por los distintos grados de salinidad, que se producen en los encuentros de aguas dulces y saladas.

Los juegos de luz en las profundidades y la belleza y caprichosas formas de las formaciones rocosas hacen del buceo en el Cenote Taj Mahal una experiencia maravillosa.

15. Cenote Uch-Ben-Ha

Es uno de los 4 cenotes de uso público situados en el Ecoparque Kantun Chi, en pleno corazón de la Riviera Maya.

El parque ecológico es un maravilloso espacio de grutas y agua, en medio de una selva tropical poblada de raras especies, entre las que sobresale el mono araña.

El Uch-Ben-Ha es un cenote a cielo abierto, por lo que el contacto del sol con las aguas las hace un poco más cálidas.

Por las nítidas aguas nadan pececillos de varios tamaños y colores y los visitantes más comodones y temerosos del agua cuentan con islas de hamacas.

Los otros cenotes del parque son el Kantun Chi, que es semi abierto; el Sas ka leen Ha, que es el más grande y cuenta con un pequeño adoratorio maya; y el Zacil Ha, dotado de entradas de luz a través de la capa de piedra caliza.

16. Cenote Aktun Chen

Aktun Chen es un parque ecológico de cenotes y cavernas que está situado a 16 km del sitio arqueológico de Tulum y a poco más de 100 km de Cancún.

Al parque se accede a través de una bonita carretera bordeada por la jungla tropical y en su cueva principal con cenote ha sito tallada una escalera en la misma roca para brindar mayor seguridad a los visitantes.

La cueva combina iluminación natural con artificial, lo que permite admirar en todo su esplendor las caprichosas formaciones rocosas esculpidas por la naturaleza mediante la milenaria acumulación de los minerales carbonatados suspendidos en las aguas subterráneas.

En el último salón de la cueva está el hermoso cenote, en el cual no está permitido nadar para preservar la frágil capa de carbonato de calcio de 7 metros de espesor que se ha formado en cientos de miles de años.

17. Cenote Suytun

Este cenote situado en el km 6, a pocos minutos de la ciudad yucateca de Valladolid, es una caverna subterránea con un cuerpo de aguas cristalinas rodeadas de estalactitas y otras formaciones rocosas que ofrecen a los visitantes sus perfiles caprichosos.

Las aguas son de poca profundidad y la activa vida acuática se observa claramente, con cientos de peces de agua dulce moviéndose sin parar.

Es un lugar ideal para darse un refrescante baño y nadar un poco, después de una buena sudada recorriendo la ciudad arqueológica maya de Chichén Itzá.

Cuenta con limpias y cómodas cabañas y el cenote está a disposición de los visitantes entre 9 AM y 6 PM. Los alumnos de las escuelas de Valladolid presentan un espectáculo coreográfico maya.

18. Cenote Escondido

Se encuentra a 5 minutos al oeste de la ciudad de Tulum por la Carretera Federal 307, cerca del Cenote Cristal.

Para llegar al cenote se puede hacer el recorrido final de un km en coche o a pie, entre árboles tropicales y especies de fauna.

Es una piscina amplia y profunda, buena para refrescarse y nadar, y protegida por acantilados de hasta 4 metros de altura.

En las aguas de la alberca natural hay peces multicolores y tortugas de agua dulce y desde ella se accede a las cuevas submarinas. En estas grutas hay túneles para el deleite de los buceadores más experimentados.

En la orilla del cenote hay unas plataformas de madera para facilitar a los bañistas el acceso al agua y también hay una palapa para sombrear y disfrutar de un picnic. El precio de acceso es de 4 dólares.

19. Cenote Esqueleto

También es llamado Temple of Doom o Templo de la Perdición y Cenote Calavera. Cuenta con una red de cuevas y pasadizos y es administrado por una comunidad de indígenas mayas.

Dispone de varios puntos desde los que hacer clavados y el sonido de los aventones pone a volar a los murciélagos que viven en el área.

El Cenote Esqueleto se localiza cerca de la cabecera municipal de Tulum en la vía que va a las ruinas mayas de Coba.

Su enigmático nombre y la presencia indígena han creado un misticismo en torno al cuerpo de agua, que es frecuentado por los entusiastas del buceo y el snorkel.

La luz que se filtra por los orificios de las cavernas crea un bonito efecto luminoso sobre las formaciones rocosas y demás elementos del medio ambiente.

20. Cenote Ik Kil

Es el cenote más espectacular entre los que se encuentran en las cercanías del yacimiento arqueológico maya de Chichén Itzá y del Pueblo Mágico colonial yucateco de Valladolid.

La mayoría de los tours que van al sitio arqueológico y a Valladolid, paran en este bello cuerpo de agua, para que la gente se refresque antes o después de sus intensas jornadas entre monumentos prehispánicos o casonas virreinales.

El Cenote Ik Kil era idolatrado por los mayas, quienes lo consideraban una de las entradas al mundo de los muertos. Sus tarifas son de 80 MXN para adultos, 40 para niños y 30 por la renta de chalecos.

Esperamos que puedas visitar la mayoría de estos cenotes en tu próximo viaje a Cancún y a la Riviera Maya y solo nos resta pedirte que compartas con nosotros tus experiencias más emocionantes.

Nos vemos muy pronto de nuevo para otro maravilloso paseo por la geografía mexicana.

¡Encuentra más lugares maravillosos para conocer en México!:

¿Qué piensas?

1 point
Upvote Downvote

Total votes: 1

Upvotes: 1

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Actualizando

TOP 10 Platillos Típicos De Puebla Que Tienes Que Probar

12 Platillos Típicos De Oaxaca Que Tienes Que Probar