in

Qué Llevar En Un Viaje: El Checklist Definitivo Para Tu Maleta

Sin importar que este sea tu primer viaje o uno más de una larga vida de trotamundos, siempre es útil contar con una lista de verificación para asegurarte de que no has dejado de incluir nada importante en tu maleta y en tu equipaje de mano.

Pero viajar no es solo cosa de boletos, reservaciones y valijas. Debes tener presente que te ausentas temporalmente de tu apartamento o casa y también allí deben quedar las cosas en perfecto orden, desde el cuidado de la mascota, hasta la desconexión de los aparatos eléctricos.

Por falta de un checklist, un viajero tuvo que devolverse del aeropuerto a verificar si había dejado apagada la tetera. Pudo retornar a tiempo para su vuelo, pero pasó un rato de angustia que quisiéramos evitarte a ti con algunos sencillos consejos.

Para mayor facilidad, hemos preparado un paso a paso que te lleva en 7 pasos a preparar tu viaje de manera práctica y sin sobresaltos de última hora.

Paso 1: Reunir documentos importantes de viaje, dinero en efectivo y tarjetas de crédito

Recopila en un organizador todos los documentos de viaje imprescindibles. La siguiente es una lista general, pero tu lista particular probablemente podrá prescindir de algunos y requerir de otros.

  • Pasaporte y visados (verificando fechas de vigencia)
  • Certificado nacional de identidad
  • Carnet estudiantil, en caso de poseerlo (para aprovechar descuentos a estudiantes)
  • Tarjetas de crédito y de débito (verificando fechas de vigencia y saldos bancarios)
  • Tarjetas de viajero frecuente
  • Tarjetas de fidelidad a hoteles, empresas de alquiler de coches y otras
  • Licencia de conducir
  • Seguros de viaje
  • Tarjeta de seguro médico
  • Otros documentos de salud (que prueben alguna limitación o afección de salud)
  • Reservaciones de hoteles, coches, tours, espectáculos y otros
  • Tickets de medios de transporte (avión, tren, autobús, coche y otros)
  • Mapas de metro y ayudas afines
  • Dinero en efectivo en billetes y en monedas
  • Tarjeta con información de emergencia

Paso 2: Preparar el equipaje de mano

La siguiente cosa que debes hacer, una vez que has verificado toda la documentación de viaje, es preparar la mochila o la bolsa que llevarás a mano.

Antes de empezar a empacar debes chequear que el tamaño de tu valija de mano cumpla con los requisitos dimensionales de la línea aérea o medio de transporte a utilizar. Esta información está disponible en los portales de las empresas de transporte.

Recuerda que existe la posibilidad de que la valija con tu equipaje grande, que has documentado en carga, se extravíe.

Por ello, es conveniente llevar a mano algunos artículos de uso personal que cubran una desagradable eventualidad.

Dado que frecuentemente tendrás que encadenar distintos medios de transporte hasta llegar a destino (coche, avión, tren, metro, autobús), asegúrate que en tu equipaje de mano llevas lo necesario para pasarla cómodamente en cualquiera de estos espacios.

Para el equipaje de mano, te recomendamos recordar lo siguiente:

  • Teléfono móvil, tableta, ordenador personal y cargadores
  • Cartera y portafolio con los documentos de viaje, dinero y demás cosas señaladas en el Paso 1
  • Auriculares
  • Cámara de video
  • Convertidores eléctricos y adaptadores
  • Manta
  • Máscara para los ojos y tapones para los oídos
  • Diario de viaje y pluma
  • Libros y revistas
  • Juegos
  • Guía de viajes, mapas, guías de idiomas (podrías requerir alguna de estas cosas inmediatamente al llegar y sería una lástima no tenerlas a mano)
  • Medicamentos
  • Joyas
  • Gafas de sol
  • Desinfectante de manos y toallitas húmedas
  • Barras energéticas
  • Cinturón de dinero (riñonera)
  • Bufanda
  • Bolsas plásticas
  • Llaves de la casa

Paso 3: Elegir una valija principal cómoda y versátil

Ahora te toca elegir una pieza de equipaje cómoda, ligera y versátil, que puedas acarrear por distintos pavimentos y en diferentes circunstancias que se te pudieran presentar durante un viaje.

Hay básicamente tres formas en las que podemos llevar un equipaje. La más cómoda  es deslizándolo por sus ruedas, lo cual precisa de una superficie lisa, no siempre disponible. Las otras dos son llevar la valija a la espalda como una mochila o cargarla levantada por su asa.

Los equipajes más prácticos son los que permiten las tres modalidades, es decir, que son lo suficientemente livianos como para llevar a la espalda como mochila y que además tiene ruedas y asas para acarrear con esas dos modalidades.

Una restricción importante a tomar en cuenta si quieres llevar tu pieza de equipaje principal en la cabina del avión es la de las dimensiones.

La mayoría de los aviones comerciales estadounidenses tienen un límite de 22  x 14 x 9 pulgadas para las valijas a introducir en los compartimientos de equipaje de mano. Esto representa una capacidad de 45 litros, que es mucho volumen para empacar; solo imagina que serían 22 botellas de Coca-Cola de 2 litros cada una.

Lo mejor es comprar la pieza de equipaje principal con un criterio minimalista y limitarse en la cantidad de cosas a empacar.

Paso 4: Organizar la maleta principal

Organizar la maleta no significa solo seleccionar los artículos a llevar, sino, principalmente, aplicar algún criterio para ordenarlos. Para ello, lo más práctico es utilizar cubos de equipaje, pero si no dispones de ellos, unas buenas bolsas plásticas pueden fungir como clasificadoras.

La mayoría de la gente opta por el método de organización por tipo de ropa, llevando en un cubo pequeño los calcetines y la ropa interior y en los más grandes los pantalones, camisas y demás piezas de vestir.

Otro criterio puede ser por periodos. Por ejemplo, si vas a hacer un viaje de dos semanas, destinas unos cubos a los artículos de cada semana y otros para las cosas a utilizar durante todo el viaje.

Sea cual sea el criterio de organización, lo importante es tenerlo, para disponer de un acceso rápido a lo que se esté necesitando y evitar estar revolviendo en todo el contenido para ubicar algo.

A continuación te daremos una lista exhaustiva de los elementos que debes considerar para llevar en la valija principal. Recuerda que la principal virtud de tu lista de verificación es que no olvides nada importante; de ninguna manera se trata de que tengas que embalar todos los artículos listados.

Mientras más ítems taches en tu lista como «verificados y no llevados», más ligera de equipaje irás y tú espalda, brazos y piernas te lo agradecerán.

  • Camisas y blusas
  • Pantalones largos, pantalones cortos y bermudas
  • Calcetines
  • Suéteres
  • Chaqueta
  • Camisetas
  • Cinturón
  • Pijama
  • Ropa interior
  • Zapatos cómodos
  • Sandalias de baño
  • Accesorios
  • Traje de baño
  • Sarong
  • Bufandas y capas
  • Vestido
  • Bolso plegable
  • Bolsa para basura y bolsas ziploc
  • Sobres corrientes
  • Foco de baterías
  • Mini cuerdas elásticas
  • Funda de almohada hipoalergénica
  • Tendedero y detergente

Paso 5: Hacer la Bolsa de Aseo Personal y de Primeros Auxilios

Nos referimos separadamente a la bolsa con los artículos de aseo personal y de primeros auxilios por lo importante de tener en cuenta las restricciones de los organismos de regulación del transporte de pasajeros con relación a este tipo de productos.

Por ejemplo, la Administración del Transporte de Estados Unidos (TSA) no admite líquidos, geles, aerosoles, cremas, pastas y productos similares como equipaje de mano, en envases mayores de 3,4 onzas (100 ml) por contenedor.

Todos estos artículos deben ir en bolsas plásticas y transparentes de cierre hermético o en bolsas con cierre de cremallera. Sólo se permite una bolsa de aseo personal por pasajero como equipaje de mano.

En caso de que se desee llevar una mayor cantidad de artículos de aseo personal, estos se deben colocar en las valijas que van como carga documentada.

Debe tenerse en consideración que los aerosoles sólo se permiten en cantidades muy limitadas y estrictamente para el uso personal durante el vuelo. Está prohibido llevarlos en las maletas de carga.

En todo caso, independientemente de las reglas, la TSA y otras agencias de control pueden prohibir el ingreso al medio de transporte de todo envase o producto de apariencia sospechosa.

Los artículos a recordar para la bolsa de aseo personal son:

  • Cepillo de dientes, crema dental, hilo dental y enjuague bucal
  • Cepillo de pelo o peine, cintas para el pelo, pasadores / horquillas
  • Desodorante
  • Champú y acondicionador
  • Protector solar
  • Maquillaje
  • Crema limpiadora, hidratante
  • Loción
  • Bálsamo labial
  • Aceites
  • Espejo
  • Colonia / Perfume
  • Productos para el cabello
  • Kit de afeitar
  • Kit de costura
  • Tijera pequeña, cortaúñas, pinzas (deben estar en el equipaje facturado)
  • Kit de primeros auxilios (descongestionante nasal, analgésico, antidiarreico, laxante, producto contra las náuseas y mareos, gotas oculares, vitaminas, etc.)
  • Termómetro

Paso 6: Considerar la seguridad del viaje

En la mayoría de las grandes ciudades, los carteristas siempre andan en busca de viajeros distraídos, por lo que es indispensable tomar algunas precauciones, entre estas:

  • Evita salir a la calle con sumas importantes de dinero y con joyas
  • Carga con discreción las cosas de más valor
  • Utiliza accesorios de bisutería y no joyas auténticas
  • Guarda en la caja fuerte del hotel el pasaporte, dinero y demás objetos personales de valor
  • Coloca tu teléfono móvil en un estuche barato
  • Evita los barrios y zonas de las ciudades con mayores índices delictivos
  • Si tienes que ir a uno de estos barrios a conocer un atractivo particular, trata de ir en grupo y sin riesgos de que te alcance la noche estando en él.
  • Registra en tu teléfono móvil los datos de contacto de tu embajada o consulado y los teléfonos de emergencia de la ciudad en la que te encuentres
  • Asegúrate de que tu teléfono móvil esté totalmente cargado antes de salir
  • Evita los medios de transporte público informales (taxis «piratas» y demás), a menos que te encuentres en una ciudad donde sean más la regla que la excepción
  • Evita el cambio de moneda en el mercado negro
  • Lleva en la billetera una tarjeta para contactar a alguien en caso de una emergencia

Paso 7: Dejar preparada la casa

Todos queremos viajar encontrando la casa en orden al regreso. Para ello, es necesario tomar medidas preventivas como las siguientes:

  • Configura una respuesta automática de correo electrónico.
  • Arregla la atención de los animales domésticos.
  • Programa la alarma, el temporizador de luces y el sistema de riego o arregla con alguien para que te ayude con estos durante tu ausencia.
  • Consume o regala antes del viaje los víveres perecederos que tengas en el refrigerador o en la despensa
  • Desconecta el refrigerador y demás aparatos eléctricos.
  • Verifica que todas las puertas y ventanas estén debidamente cerradas.
  • Verifica que todas las canillas de agua estén cerradas y sin fugas
  • Cierra la válvula de suministro del gas.
  • Desconecta la calefacción o el aire acondicionado
  • Comunica al colegio posibles ausencias escolares de los niños.
  • Guarda los objetos de valor en un lugar seguro
  • Deja una llave de la casa y tu itinerario de viaje con un familiar o amigo de confianza

Si elaboras y aplicas un checklist con estos 7 sencillos pasos, podrás viajar con total tranquilidad, disfrutando a todo dar de las atracciones de tu lugar de destino.

Personalmente, tengo mi lista de verificación en un archivo de mi ordenador y la imprimo o pongo en pantalla cada vez que voy a hacer un viaje. Cuando marco como «verificado» el último ítem, siento que estoy totalmente listo para partir. Hazlo tú también y verás lo útil que es.

Artículos Relacionados Viaje 

¿Qué piensas?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Actualizando

TOP 60 Consejos Para Hacer Tu Maleta De Viaje

Los 10 Mejores Restaurantes De San Miguel De Allende