in

Las 9 mejores bahías de Huatulco: qué hacer y qué ver

Huatulco se ha convertido en un destino turístico por derecho propio, respaldado por sus encantadoras ensenadas, sus playas para todos los gustos y una infraestructura de servicios cada vez más completa. Estas son las 9 bahías, todas espectaculares, de este maravilloso rincón del estado de Oaxaca en el Pacífico mexicano.

1. Bahía Tangolunda

1. Bahía Tangolunda

Frente a la bahía está el pequeño pero variado corredor hotelero de Tangolunda, donde puedes encontrar desde alojamientos de lujo hasta establecimientos de precios más moderados. La ensenada cuenta con 5 playas y lo ideal es hospedarse en alguno de los hoteles que las tienen reservadas para el disfrute de sus huéspedes. Pero si no te instalas en uno de estos hospedajes, en la playa principal, que lleva el mismo nombre de la bahía, hay un sector de uso público.

La Manzanilla, Ventura y Tornillo son tres playas de suave oleaje y arena blanca, por lo que son recomendables para toda la familia. Son pequeñas y acogedoras, el sitio perfecto para acostarse a tomar el sol y disfrutar de un rato de relax. También son apropiadas para practicar tus entretenimientos de mar favoritos, como el buceo y la navegación a vela o en kayak. En los hoteles puedes alquilar tus equipamientos para sonorkelear o para «hacerte a la mar» y recibir asistencia de personal especializado. Rincón Sabroso es una playa con cierto oleaje en uno de sus extremos.

En los restaurantes de Tangolunda tienes a tu disposición el rico arte culinario oaxaqueño del mar, aunque también puedes degustar la comida y las bebidas típicas de las tierras interiores del estado, como el pan de yema, el chocolate al chile y el mezcal con chapulines.

2. Bahía San Agustín

2. Bahía San Agustín

Esta ensenada es magnífica para pasar un rato tranquilo, ya que no es de afluencia masiva por estar alejada unos 10 kilómetros de la vía principal. Las playas de la bahía cuentan con alojamientos sencillos, especialmente apropiados para la gente que no va en busca del confort de los grandes hoteles. También disponen de espacios para acampar.

En Playa San Agustín estarás a tus anchas, ya que a su aislamiento de las grandes masas une su extensión de cerca de un kilómetro. Los establecimientos ofrecen un servicio integral, que incluye deliciosa comida, servicios sanitarios y duchas, y modestos alojamientos, por si cambias de idea y decides quedarte hasta el siguiente día. La otra playa de la cala de San Agustín es Cacalutilla, con un mar de un azul nítido, blanca arena y tranquilo oleaje. Es visitada por los aficionados al buceo que gustan disfrutar de su actividad sin exceso de compañía.

3. Bahía Chahué

3. Bahía Chahué

Es una bahía de considerable tamaño, uno de los lugares preferidos para la edificación de condominios y alojamientos bajo la modalidad de tiempo compartido. Cuenta con 3 playas de aguas claras y rodeadas de vegetación. La más grande es Playa Chahué, situada en la punta Este de la bahía. Sus aguas azul verdosas invitan a darse un refrescante chapuzón y el oleaje es relativamente moderado.

Playa Tejón es una preciosidad por el cambio de coloración de verde esmeralda a azul turquesa por las variaciones de profundidad en un corto trecho. A la playa se llega a través de dunas de fina arena y pronunciadas ondulaciones. Cerca de la playa, la vegetación predominante es el manglar, aunque pueden admirarse algunas raras especies de la flora tropical del Pacífico mexicano.

Playa Esperanza es la de menor extensión en la bahía. Es llana, atemperada y de un bonito color verde esmeralda. El oleaje puede hacerse relativamente fuerte, por lo que hay que entrar en el mar con precaución.

4. Bahía Cacaluta

4. Bahía Cacaluta

Es un escondido oasis marino, el secreto mejor guardado de Huatulco. La mejor forma de llegar es mediante embarcaciones, aunque también puedes caminar unos 20 minutos por un sendero a través de la tupida vegetación. Cuenta con pocos servicios, por lo que es recomendable llevarse los líquidos a tomar y algo para comer.

Una vez en Playa Cacaluta, te sorprenderás por su amplitud de cerca de un kilómetro en una sinfonía de colores, en la que el pardo la arena separa el azul del mar del verde del bosque. Hay que tomar las debidas precauciones, ya que a lo aislado del lugar se une el fuerte oleaje. Fue locación de la conocida película mexicana Y tu mamá también, de Alfonso Cuarón, con la que quedaron lanzadas las carreras internacionales de los actores Gael García Bernal y Diego Luna.

En total contraste con Cacaluta, Playa Arroyo es pequeña y de oleaje moderado, por lo que es la opción más aconsejable para los grupos familiares y para los nadadores inexpertos.

5. Bahía Conejos

5. Bahía Conejos

En una ensenada polivalente porque la calidez del mar en sus playas la hace ideal para bañarse y la claridad de las aguas facilita el buceo y el snorkel. Es accesible por mar y tierra y se pueden realizar actividades de pesca deportiva y paseos a caballo.

La bahía cuenta con playas de distintos tamaños. Playa Tejoncito es pequeña, de color verde azulado y oleaje tranquilo. Playa Conejos es de tamaño medio, de unos pocos cientos de metros, de fondo poco profundo, color azul claro y fina arena blanca. Playa Arena tiene una longitud aproximada de medio kilómetro y es lugar de desove de tortugas marinas. Punta Arena es la más grande de Bahía Conejos, acercándose al kilómetro de extensión, con un agua cálida y una arena de un blanco brillante.

6. Bahía Riscalillo

6. Bahía Riscalillo

Es la bahía más pequeña de Huatulco, con una sola pero encantadora playa. Se llega a ella tras media hora de viaje por mar, abordando la embarcación en Santa Cruz. Lo más aconsejable es llevar todo lo que se vaya a consumir, tanto bebidas como comidas. Es una playa magnífica para niños y adultos, ya que a su poca profundidad une un calmado oleaje. Llévate el equipamiento para bucear o snorkelear si deseas practicar estas actividades en Riscalillo. También puedes llevarte un simple hilo de pesca y un anzuelo, y si andas de suerte, pueda que algún pez pique.

 7. Bahías Organo y Maguey

CYPEWY

Son dos calas individuales que parecen hermanas gemelas. Como buenas mellizas del mar, comparten su belleza, la blancura de la arena y la nitidez de sus aguas. También como buenas gemelas, tienen sus diferencias. La principal es que Playa Organo es de difícil acceso por carretera, siendo lo más aconsejable ir por mar embarcando en Santa Cruz. A cambio de su aislamiento, Organo ofrece su espectacular atractivo en plena tranquilidad, lejos del mundanal ruido.

Playa Maguey intercambia su fácil acceso por una mayor afluencia de personas. Cuenta con una buena dotación de servicios de playa, como restaurantes, duchas y oferta de entretenimientos acuáticos. Si decides comer en forma, te sugerimos una mariscada caliente, con un surtido de frutos frescos del mar que te dejaran con la libido por las nubes. Puedes cerrar con un tradicional quesillo oaxaqueño.

8. Bahía Chachacual

8. Bahía Chachacual

Es una aislada ensenada con dos playas a las que hay que ir por mar. Playa Chachacual es una larga línea costera de océano azul claro y arena de brillante blancura. La India es una playa mucho más pequeña, de aguas verde azuladas. Por su gran variedad de flora y fauna, es perfecta para la observación submarina. A ambas playas se accede por barco desde Santa Cruz en una travesía de unos 15 minutos.

9. Bahía Santa Cruz

9. Bahía Santa Cruz

Es una de las ensenadas más frecuentadas porque aparte de sus playas, es punto de partida de las pequeñas embarcaciones que recorren la costa cercana. ´Si eres amante de los espacios naturales íntimos, desde Santa Cruz pueden llevarte a playas remotas y casi vírgenes, a las que es más cómodo llegar  por mar. Santa Cruz cuenta con una buena dotación de alojamientos privados para rentar, que resultan convenientes para la gente que desea estar alejada del trajín de los hoteles.

Su playa más visitada es Santa Cruz, por su acceso inmediato y por ser la más tranquila de todo el Pacífico oaxaqueño. Playa La Entrega es de suave oleaje y cuenta con varios restaurantes para degustar la comida de mar con los pies descalzos sobre la arena. También en esta playa puedes hacer snorkel y practicar tu deporte oceánico preferido. El nombre de la playa se debe a un episodio histórico. En ese lugar, el dirigente y presidente mexicano Vicente Guerrero fue traicionado en 1831, siendo fusilado poco después en Cuilapán de Guerrero.

Otra opción en la bahía de Santa Cruz es Playa Yerbabuena, de oleaje suave y arena agradable al tacto. Santa Cruz es también un sitio idóneo para disfrutar de la exquisita gastronomía oaxaqueña, particularmente la de mar. Las piñas gratinadas con mariscos son exquisitas, así como sus platillos a base de langosta y de pulpo.

Huatulco

 

¿Te gustó este idílico paseo por las encantadoras bahías de Huatulco? ¿Disfrutaste de la calidez del mar, del ardiente sol y de la belleza submarina? ¿Degustaste un pescado a la talla o una sopa de camarones gigantes? ¡Magnífico! Solo resta pedirte que dejes un comentario sobre tus impresiones.

Booking.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Las 20 Mejores Cosas Que Hacer Y Ver En San Diego

12 cosas por hacer y ver en el Oro, Estado de México