in

20 Cosas Que Ver Y Hacer En Alsacia (Francia)

La región francesa de Alsacia, en la frontera con Alemania y Suiza, cuenta con pueblos con una arquitectura residencial de ensueño, monumentos antiquísimos,amplios viñedos de donde sale la uva para unos exquisitos vinos y una cocina apetitosa, que harán que tu viaje por el este de Francia sea inolvidable.

1. Grand Ile de Estrasburgo

1. Grand Ile de Estrasburgo

Estrasburgo es la principal ciudad de Alsacia y la Grande Ile (la Gran Isla), su centro histórico, es Patrimonio de la Humanidad. Es una isla fluvial sobre el río III, un afluente del Rin. Este casco antiguo es típicamente medieval y alberga los monumentos más importantes, como la catedral, las iglesias de San Esteban, Santo Tomás, San Pedro el Viejo y San Pedro el Joven, y unos bellos puentes por los que pareciera que en cualquier momento surgirá un noble caballero con yelmo y armadura.

2. Catedral de Estrasburgo

DIGITAL CAMERA

La catedral de Notre-Dame de Estrasburgo es uno de los monumentos más visitados de Francia, fue construida entre los siglos XI y XV y constituye uno de los principales edificios del gótico tardío en toda Europa. Destacan su fachada ricamente ornamentada; su campanario de 142 metros, la edificación religiosa más alta del mundo hasta 1876; los portales con escenas del Viejo y el Nuevo Testamento; el púlpito prolijamente decorado con secuencias de los Evangelios, y un soberbio reloj astronómico.

3. Iglesia de Santo Tomás

3. Iglesia de Santo Tomás

Por su pasado luterano, Francia cuenta con unas cuantas iglesias protestantes diseminadas por toda su geografía. Una de las más importantes es la Iglesia Luterana de Santo Tomás, en Estrasburgo. La llamada Vieja Dama es de arquitectura románica y salió muy maltrecha de los bombardeos aliados durante la Segunda Guerra Mundial. Si logras autorización para sentarte en el banquillo de su órgano Silbermann, lo harás en el mismo lugar desde el que tocó Mozart, quien fue un brillante organista.

4. La Petite France

4. La Petite France

Este pequeño y encantador barrio estrasburgués está formado por bellas casas con entramados de madera que eran las residencias de los maestros artesanos más acomodados de la ciudad durante los siglos XVI y XVII. Ahora funcionan acogedores hoteles y pintorescos restaurantes donde puedes deleitarte con la exquisita comida alsaciana y francesa. El nombre del barrio suena romántico pero su origen es más bien dramático. Durante el siglo XVI, en la ciudad se incrementaron drásticamente los casos de sífilis y en el lugar se construyó un hospital para los enfermos, que llegaban en barcas a un muelle cercano, que fue bautizado como La Petite France.

5. Parque La Ciudadela

5. Parque La Ciudadela

Situado en el corazón de Estrasburgo, es el lugar idóneo para pasar un rato en contacto con la naturaleza, pasear y observar las bonitas vistas de la ciudad que hay desde sus distintos ángulos. Ocasionalmente se realizan conciertos al aire libre. El parque está decorado por algunas estatuas de madera del escultor Alain Ligier. Está enclavado en el lugar donde en el siglo XVII estuvo la plaza fuerte de La Ciudadela, destinada a defender un cercano y estratégico puente sobre el Rin.

 6. Iglesia de los dominicos de Colmar

6. Iglesia de los dominicos de Colmar

Es un templo construido en la ciudad alsaciana de Colmar entre los siglos XIII y XIV por encargo del conde Rodolfo I de Habsburgo y es visitado especialmente para admirar sus obras de arte. La más importante es La virgen del rosal, un hermoso retablo del maestro del gótico flamenco, el pintor y grabador alemán Martin Schongauer, nativo de la ciudad. Son también dignos de admiración los vitrales del siglo XIV y los bancos del coro, confeccionados en estilo barroco.

7. Museo de Unterlinden

7. Museo de Unterlinden

También en Colmar, este museo funciona en un sobrio edificio levantado en el siglo XIII como convento de religiosas dominicas. Es visitado principalmente por el Retablo de Isenheim, obra maestra en temple y óleo sobre madera, del artista renacentista alemán Mathias Gothardt Neithartdt. También se muestran grabados de Albert Durero y cuadros de Hans Holbein el Viejo, Lucas Cranach el Viejo y de pintores medievales de la cuenca del Rin. Otros campos cubiertos por el museo son la escultura medieval y renacentista, la arqueología local y una colección de armas.

8. Museo Bartholdi

8. Museo Bartholdi

Uno de los hijos más ilustres y conocidos de Colmar es el escultor Frédéric Auguste Bartholdi, autor de la famosa Estatua de la Libertad que recibe a los viajeros en la entrada del puerto de la ciudad de Nueva York y que fue un regalo de Francia a Estados Unidos en 1886 para conmemorar el centenario de la Declaración de Independencia estadounidense. Bartholdi tiene un museo en su ciudad natal, en la misma casa en la que nació, que incluye maquetas de algunas de sus monumentales obras, dibujos, fotografías y el acta de la donación de la célebre estatua neoyorquina.

9. Mulhouse

9. Mulhouse

Es la ciudad más grande de Alsacia después de Estrasburgo, a pesar de lo cual no supera los 120.000 habitantes. Su monumento emblemático es el templo protestante de San Esteban, la iglesia luterana más alta de Francia, con una aguja de 97 metros. Es una bella edificación neogótica que alberga en sus paredes y en su interior valiosas piezas artísticas como sus vitrales, la sillería del coro y un órgano del siglo XIX fabricado por el maestro alemán Eberhard Friedrich Walcker. Otro lugar de interés en Mulhouse es el teatro La Filature, principal centro cultural de la localidad.

10. Eguisheim

10. Eguisheim

Esta pequeña comuna francesa de menos de 2.000 habitantes y casas entramadas, data de los tiempos del imperio romano. Sus principales atracciones son sus tres torres de arenisca rojiza que fueron propiedad de los principales potentados del lugar, la familia Eguisheim. Este linaje fue totalmente exterminado en la hoguera durante la Edad Media por disputas con un burgo cercano. Otros sitios de interés son una fuente renacentista, la iglesia románica de Saint-Pierre et Saint-Paul, el castillo de Bas d’Eguisheim y el Camino de la ronda medieval.

 11. Dinsheim-sur-Bruche

11. Dinsheim-sur-Bruche

Esta hospitalaria comunidad alsaciana invita al descanso y a disfrutar de una suculenta comida, quizá un baeckeoffe acompañado de una fresca cerveza negra. En el paisaje de la hermosa localidad destacan dos edificaciones. La iglesia de Nuestra Señora de Schibenberg, con su imagen de la Virgen con el Niño y el templo de arquitectura neoclásica de Saints Simon et Jude, levantado en el siglo XIX,  cuya pieza más valiosa es su órgano Stiehr.

12. Thann

12. Thann

Este pueblo alsaciano es puerta de entrada hacia las montañas de Los Vosgos, la frontera natural entre las regiones francesas de Lorena y Alsacia. Su iglesia es muy interesante, especialmente su pórtico. En una colina cercana al pueblito se irguió el castillo de Engelbourg, una edificación del siglo XIII de la que solo se conservan algunas ruinas, tras ser destruida en el siglo XVII por orden del rey Luis XIV. La principal atracción de las ruinas es el Ojo de la Bruja, una sección de la torre del castillo que se mantiene en la misma posición en que cayó hace más de 400 años.

13. Heiligenberg

13. Heiligenberg

El “Monte de los Santos” es un pueblecito alsaciano con apenas 6 centenas de pobladores, que está localizado en el Bajo Rin, en una de las entradas del río Bruche. El pueblito está sobre una colina desde la que puedes disfrutar de una preciosa vista del valle. Muy cerca hay una ligera pendiente que lleva a la Gruta de Lourdes, un nicho natural de la virgen en la roca. Otro lugar llamativo es la iglesia Saint-Vincent, de líneas neo góticas y dotada de un órgano Stiehr-Mockers.

14. Orschwiller

14. Orschwiller

Esta localidad de Alsacia es visitada para conocer uno de los castillos más importantes del  Bajo Rin. El Castillo de Haut-Koenigsbourg es una edificación del siglo XII construido por los abades de San Dionisio en una parcela cuya tradición data de los tiempos de Carlomagno, quien la donó a la abadía de Lièpvre en el año 774. En el siglo XIII pasó a ser propiedad de los duques de Lorena y después fue lugar de escondite de los bandoleros que se convirtieron en azote de la región en el siglo XV.

15. Riquewihr

15. Riquewihr

Este sitio de ensueño forma parte de la guía «Los pueblos más hermosos de Francia» preparada por una asociación civil que hace su selección con base en rigurosos criterios sobre belleza, patrimonio histórico, arte y conservación del paisaje. La localidad está formada por las típicas y coloridas casas alsacianas, con entramado de madera y flores en sus ventanas, balcones y portales. Está rodeada por el verdor de los viñedos y entre sus edificaciones destacan la Torre Dolder, de 25 metros de altura, levantada en el siglo XIII como parte de la fortificación de la localidad, y la Casa de Vigneron, donde puedes visitar una sala de tormentos, dotadade los instrumentos de tortura auténticos que se utilizaban antiguamente.

 16. Ribeauvillé

16. Ribeauvillé

Esta población de 5.000 habitantes es una de las más importantes de la Ruta de los Vinos de Alsacia, integrada por varias decenas de localidades caracterizadas por su arquitectura tradicional alsaciana, sus viñedos y sus tabernas típicas para disfrutar del fresco vino de la región. En Ribeauvillé debes admirar además, las iglesias de San Gregorio y de San Agustín, y las ruinas de los castillos localizadas en sus cercanías, entre los que destacan las de Saint-Ulrich, Haut-Ribeaupierre y Girsberg.

17. Wissembourg

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Esta pequeña y preciosa ciudad alsaciana está ligada a varios acontecimientos de la historia francesa. En el lugar, el monje benedictino Pirminius fundó en el siglo VII la abadía de los Santos Pedro y Pablo. Tras ser canonizado, Pirminius se convirtió en el patrono de Alsacia. La villa fue destruida en el siglo XIV por disputas entre la aristocracia local y las autoridades eclesiásticas. En 1870, el pueblo fue escenario del primer hecho de armas durante la guerra francoprusiana, conocido como Batalla de Wissembourg.

18. Soultz-les-Bains

18. Soultz-les-Bains

La linda villa de Soultz-les-Bains también forma parte de la Ruta de los Vinos de Alsacia. Aparte de sus sabrosos y refrescantes vinos blancos, ofrece unas excelentes aguas termales. Sus edificaciones de mayor interés turístico son la iglesia de San Mauricio, que data del siglo XII y tiene un órgano Silbermann, la familia alemana de notables constructores de instrumentos musicales. Otro atractivo es un molino Kollenmuhle del siglo XVI.

19. ¡A comer en Alsacia!

19. ¡A comer en Alsacia!

Por ser una región culturalmente muy vinculada a Alemania, la tradición culinaria de Alsacia está estrechamente ligada a la germana. La col agria y el baeckeoffe, un puchero de patatas preparado a fuego muy lento, cuya cocción se extiende por 24 horas, son platos tradicionales de los alsacianos. Otra delicia regional es el flammekueche, especie de «pizza alsaciana», una torta fina de pan sobre la que se pone cebolla cruda, panceta y otros ingredientes.

20. ¡A beber algo en Alsacia!

20. ¡A beber algo en Alsacia!

Cerramos con algunos brindis. Los alsacianos toman principalmente cerveza y vino blanco. Producen excelentes blancos y también un tinto de la variedad pinot noir que es muy bien valorado.

La región es la principal productora francesa de cerveza, bebida que elaboran en tantas variedades como sus vecinos alemanes. Cuando quieren algo más fuerte, los alsacianos brindan con Schnapps de varias fruras, especialmente de cerezas. En la región se producen tradicionalmente varios licores y bebidas a partir de la guinda.

No dejes de visitar por lo menos un winstub, el equivalente alsaciano del pub inglés.

El tiempo pasó volando y nuestro viaje por Alsacia terminó. Quedaron por conocer unos cuantos pueblos y villas de la Ruta el Vino, varias tabernas y muchos otros sitios de interés. Tendremos que reservar tiempo para otro recorrido alsaciano.

Booking.com

¿Qué piensas?

1 point
Upvote Downvote

Total votes: 1

Upvotes: 1

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Actualizando

12 Calas Para Visitar En Las Islas Mallorca Y Menorca

15 Platillos Tradicionales Que Debes Probar En Tu Viaje A La India