in

¿Cómo Encontrar Los Vuelos Más Baratos Por Internet Desde Cualquier Lugar?

Todos hemos sufrido a la hora de intentar conseguir un boleto de avión barato para cualquier destino. Con los precios cambiantes de las aerolíneas, y todas las distintas opciones que hay, comprar un boleto de avión por Internet se convierte en un proceso muy frustrante.

Aquí están 11 estrategias probadas, tips y trucos para ahorrarte tiempo, frustración, y lograr que compres el boleto de avión más barato posible en tu siguiente viaje.

 

1. No compres a última hora

Hacer las cosas apuradas, porque son de última hora, solo conlleva a pérdida de dinero, pues tienes que tomar lo que haya, no escoges.

Las aerolíneas suelen subir sus precios cuando se compra el boleto cerca de la fecha del viaje. Para que esto no afecte tu presupuesto, cómpralo mínimo con 4 meses de anticipación y, aun así, en ocasiones no es suficiente tiempo.

El boleto será más costoso por su demanda en temporada alta: agosto, diciembre, Semana Santa y Carnaval. En estos casos, procura comprar el pasaje hasta 6 meses antes del viaje.

Dos tareas son muy importantes para conseguir un vuelo económico: planificación y anticipación.

2. Las escalas son más baratas

Hay dos diferencias fundamentales en los vuelos directos y de escala. En el primero ahorrarás tiempo; en el segundo (y en la mayoría de las veces), dinero.

Los vuelos con escalas te llevarán de tu punto de salida hasta uno o varios intermedios antes de llegar al destino final.

Si tienes tiempo, no será necesariamente negativo, pues conocerás aunque sea mínimamente ese país donde pasarás algunas horas para tomar el otro vuelo.

Destino

Elige el destino. Revisa el precio del boleto desde tu punto de origen y compáralo haciendo escala en otra ciudad. Te sorprenderán las tarifas que puedes conseguir.

Por ejemplo, si estás en Tijuana y viajas a Buenos Aires (Argentina), quizás sea más conveniente pasar por Ciudad de México.

Estos vuelos de escala, por lo general, no tienen mayor desvío. Como conservan la ruta, el tiempo perdido no será mucho y el dinero que ahorrarás sí valdrá la pena.

3. Vuelos de conexión, una alternativa

Los vuelos de conexión son otra alternativa para ahorrar dinero, reservando vuelos por separado para un destino final.

Investiga bien y, si no estás preparado, pide ayuda, pues una reserva mal coordinada arruinará tu plan de viaje.

Cada país dispone de aerolíneas que viajan a un destino en específico con tarifas que realmente permiten ahorrar un buen dinero.

A diferencia de los vuelos por escala, el tiempo de espera es de días, no horas, pero con ello habrá un margen para evitar (o resolver) cualquier eventualidad, como por ejemplo, un retraso.

Si no estás apurado, con esta opción puedes visitar dos destinos en un solo viaje.

Usa parte del dinero ahorrado en los boletos para reservar la habitación de un hospedaje sencillo en la ciudad de tránsito, para que no tengas que pasar horas y hasta dormir en el aeropuerto.

Cuando viajas con conexión debes descender del primer avión, pasar por los filtros de seguridad o de migración necesarios y abordar otra aeronave.

Si el plazo de espera para conectar de un vuelo a otro es reducido, lo ideal es que hagas la conexión con la misma aerolínea.

Si pierdes un avión por retraso u otra eventualidad responsabilidad de la compañía aérea, esta se encargará de ubicarte en otro vuelo sin costo adicional. Si corres con suerte, habrá compensación.

Haz click aquí para conocer los 8 mejores buscadores de vuelo baratos en México

4. Búsqueda en secreto

Si estás averiguando precios de boletos en Internet y notas que algunos han aumentado al volver a chequear, tranquilo, esto es consecuencia de los cookies.

El navegador generalmente guarda la búsqueda y, cuando la repites, puede incrementar la tarifa. La intención es presionar al usuario a comprar antes de que el boleto sea más costoso.

Lo que debes hacer es navegar privado o incógnito para eliminar los cookies que se restablecen al abrir una nueva ventana. Así que si quieres hacer otra búsqueda sin que los precios se inflen, cierra la página y vuélvela a abrir para continuar con el proceso.

Si después de indagar sobre los precios de los vuelos, los banners o publicidades que aparecen en las páginas web que visitas están relacionados con tu búsqueda, es porque los cookies están activos. Si esto se mantiene, recuerda cerrar la ventana.

En Chrome, la ventana de incógnito se abre pulsando Control + Shift + N; en Mozzila: Control + Shift + P.

5. Utiliza motores de búsqueda

Para reservar un vuelo es importante conocer los mejores motores de búsqueda, con los que tendrás un abanico de opciones y podrás escoger el que mejor se adapte a tu presupuesto.

Ciertamente, aunque ninguno garantiza hallar el mejor precio, es necesario que te familiarices con varios de ellos, pues será más factible que consigas las aerolíneas menos reconocidas y de bajo costo.

Algunos de los buscadores más utilizados son:

  • Skyscanner
  • AirFare Watchdog
  • Momondo
  • Kiwi
  • Cheapoair
  • AirWander
  • JetRadar
  • Google Flights

Una vez que el buscador arroje el mejor precio te llevará a la página web de la aerolínea o de la agencia de viajes, para que concretes la compra.

Aunque es un método recomendado, siempre verifica que el sitio de pago tenga un candado verde en la barra de direcciones, lo que te indicará que es confiable y seguro.

Pese a que hay buscadores que te permiten cancelar desde su plataforma, no lo hagas, mejor paga al vendedor original porque ese precio podría sufrir algún ajuste por comisión.

Los buscadores ganan un mínimo porcentaje cuando la compra del pasaje se realiza gracias a sus enlaces al website oficial. Así que no te preocupes por no pagar desde su plataforma, pues no estás evadiendo ningún procedimiento.

6. El mejor día para viajar

El día del viaje es otro factor con el que ahorrarás o pagarás más por el boleto. Lo mejor es partir un martes o miércoles, porque hay una tendencia de pasajes más económicos en esos días, no así con los viernes, sábado y domingo, porque la tarifa es mayor.

Una explicación de esto es la poca demanda entre días de semana que hace que los aviones vuelen con muchos asientos vacíos.

La hora al viajar

La hora del viaje también incide en el valor del boleto aéreo. Todo después de las 6 de la tarde será ganancia para ti. Aunque posiblemente llegues a destino o a una escala en horas de la madrugada, seguirá valiendo la pena, si es un viaje de paseo en el que no hay prisa.

Conocer los precios de todo el mes es un método para escoger el día y la hora del viaje. Veamos cómo hacerlo.

Se conocen metabuscadores, buscador de buscadores, con los que podrás ver los precios de los 30 días del mes y con ello comprar de manera práctica y sencilla.

Hazlo así con Skyscanner:

1. Ingresa aquí a su web oficial o descarga la aplicación móvil.

2. Define las ciudades de salida y llegada.

3. Confirmadas las ciudades, debes seleccionar “unidireccional” (no importa si es un viaje de ida y vuelta; la intención es solo chequear los precios).

Si el proceso lo haces en una computadora, haz clic en “salida”, pero en vez de elegir una fecha en particular seleccionarás “todo el mes”; después “mes más barato”.

4. Finalmente, haz clic en “buscar vuelos” y así verás fácilmente cuál fecha es la más barata.

Sigue los siguientes pasos, si el procedimiento lo haces desde la aplicación móvil.

Primero toca la fecha de salida y cambia a vista de “gráfico”. Desde ahí podrás deslizar fácilmente hacia la izquierda y hacia la derecha para buscar el día más barato. El precio lo visualizarás al tocar algunas de las barras.

Repetirás el mismo proceso para el retorno. Así puedes conocer cuáles días son más baratos para volar. Y si el resultado aún no te conviene, estarás a tiempo de reservar un viaje ida y vuelta. Por eso la importancia de la planificación con mucho tiempo.

Los buscadores Kiwi y Google Flights operan similar a Skyscanner, pero tienen vistas de mapas para ubicar las ciudades y aeropuertos.

No debes subestimar que las tarifas de los boletos aéreos no se mantienen como sí las del metro, tren o bus. En ellas están involucrados el precio de la gasolina, los impuestos del aeropuerto, la demanda del vuelo, entre otros factores no menos determinantes.

7. Seguimiento a las aerolíneas de bajo costo

Las aerolíneas de bajo costo son una gran alternativa para disminuir los gastos al viajar, pero si vas a comprar un pasaje en una de estas, debo advertirte que aplican ciertas restricciones, sobre todo en comodidad.

Estos aviones tienen un espacio reducido en el que no podrás estirar las piernas.

La maleta se factura aparte y se cobra una buena tarifa por exceso de peso.

Comida y bebida gratis… no habrá.

Otra particularidad es que muchas veces operan en aeropuertos secundarios, por lo que mejor será que verifiques la distancia de la terminal de tu lugar de destino. En ocasiones, puede estar más cerca de la principal.

A pesar de sus precios, estas aerolíneas de bajo costo tienen una demanda menor porque los viajeros prefieren buscar pasajes en las compañías más conocidas y en los aeropuertos principales, algo que te convendrá porque así bajará el boleto aéreo de estas empresas.

Algunas aerolíneas de bajo costo te pedirán imprimir el boleto; si no lo tienes, quizás pagues una comisión.

Para tomar un avión y un vuelo con estas características, debes primero informarte bien para evitar sorpresas de última hora sobre las condiciones del viaje. Lo más importante: baja tus expectativas en cuanto a comodidad.

8. Subscríbete a boletines

Suscríbete a los boletines que envían a los correos electrónicos buscadores de vuelos y las aerolíneas, con tarifas y ofertas especiales en diferentes viajes. Es una buena opción cuando el destino se conoce con antelación.

Solo invierte algo de tiempo al registrarte en los buscadores y aerolíneas más populares. Después la información llegará a ti sin mayor esfuerzo. Todo lo tendrás a un solo clic.

Una ventaja de la suscripción a los boletines es que, dependiendo del buscador, podrás personalizar o filtrar la información que deseas recibir.

Coloca tu fecha de viaje y destino y periódicamente te llegará un resumen cuando los precios del pasaje hayan subido o bajado, proceso con el que conocerás la evolución de las tarifas.

Cuando consigas la que mejor se adapta a tu presupuesto, no dudes en comprar. Tal vez no volverás a ver esa tasa.

También sigue a las empresas aéreas en sus redes sociales que suelen ser muy activas en ofertas y recomendaciones. Además, podrás interactuar con ellas y aclarar las dudas que tengas antes de concretar la compra del boleto.

9. Tarifa de error, una oportunidad

Algunas tarifas publicadas por las aerolíneas no suman todos los impuestos, por lo que son calificadas como tarifas de error. Son fáciles de identificar, porque están muy por debajo del costo promedio de los boletos.

Es casi imposible que estos errores no ocurran por la gran cantidad de vuelos y sistemas de reserva que diariamente tiene cada aerolínea. Desde un error humano, como colocar un cero menos, hasta un fallo en el sistema puede ser la causa de esta oportunidad de ahorro.

Tienes que revisar frecuentemente las páginas web de las aerolíneas cazando ese error, pues es corregido en pocas horas.

Puedes también suscribirte a los boletines y revisarlos cuanto antes en búsqueda de tarifas con errores. Será una tarea agotadora, pero que te dará resultado.

Las aerolíneas normalmente reconocen sus equivocaciones y, si adquiriste un boleto con esta falla en el precio, será igualmente válido.

De todas maneras, toma previsiones y espera dos días antes de hacer reservaciones de hotel o cualquier otro gasto del viaje.

En caso de que la empresa decida cancelar el vuelo, no te preocupes. El importe pagado será devuelto y se te ofrecerá la nueva tarifa. En última instancia, puedes entablar un reclamo para que reconozcan el valor del billete pagado.

10. Acumular millas

La mayoría de las personas asocia este programa de acumulación de millas solo con viajeros frecuentes, pero la verdad es esta: aunque no viajes con frecuencia podrás sumarlas a las tarjetas de crédito. Cuando las necesites, estarán ahí para ahorrarte un dinero.

La acumulación de millas funciona de 2 maneras.

En la primera debes registrarte gratuitamente en el programa de cada aerolínea. Cuando viajes, indica tu número de socio para que te sumen las millas. Es importante hacerlo con una misma empresa o grupo asociado, pues estas no son transferibles.

Mientras más viajes, más millas sumarás. Las puedes verificar en tu cuenta creada en la plataforma digital o llamando a la compañía aérea.

La segunda manera es a través de las tarjetas de crédito. Los bancos tienen convenios con las líneas aéreas y casi todas cuentan con un plan de acumulación de millas. Cada consumo que hagas las sumará. Investiga primero con cuáles compañías aéreas están asociadas.

Generalmente, los bancos y tarjetas de crédito brindan estos beneficios a sus clientes VIP. Si a ti no te lo han ofrecido, no te inquietes, solo solicítala.

Para acumular millas no tienes que hacer consumos extraordinarios, pues la mayoría de las veces la gente suma con el gasto cotidiano. Eso sí, verifica con tu banco las condiciones de la promoción, porque cada entidad es independiente y pone las reglas de su plan.

Puedes canjear las millas acumuladas por un pasaje gratis, parte de la tarifa del boleto, hospedajes en hoteles y otras actividades. Solo verifica qué ofrece cada plan de las aerolíneas.

11. Agencias de viajes

Es verdad que están desapareciendo, pero las agencias de viaje han sido el método tradicional para reservar vuelos.

Aunque no todas han sobrevivido, algunas sí se han modernizado y adecuado a las tecnologías, para tener plataformas digitales que es donde está la acción.

Comprar a través de estas agencias sigue siendo una manera segura. Una de sus más grandes ventajas es la asesoría que te dan al momento de adquirir el boleto, orientación que a veces no tiene precio, sobre todo para quienes viajan por primera vez.

En las agencias de viaje existentes hallarás a un personal dispuesto a ayudarte. Te dará las mejores opciones dentro del abanico de vuelos. Sé directo y pídele un boleto económico, el más barato que tenga el sistema.

Todo el procedimiento de conexiones y comparaciones estarían en manos expertas, lo que te dará más tranquilidad. Además, tus dudas serán aclaradas de inmediato.

Si la compra es mediante la plataforma digital de la agencia de viaje, también podrás preguntar y despejar inquietudes. Todas tienen un número de teléfono de contacto para mayor asesoría. Algunas incluyen “chat en vivo” para atender a los usuarios.

La única desventaja de las agencias es que las tarifas que te ofrecerán dependerán de los convenios que tengan con las aerolíneas. Por supuesto, no pueden tener vínculos con todas.

Si no eres viajero frecuente, estas pueden ser de mucha ayuda. Cualquier error en una fecha o asignación del vuelo podrá ser subsanado. Si el proceso lo haces de manera independiente y te equivocas, difícilmente podrás corregirlo.

A poner en práctica lo aprendido

Aunque es una tarea que demandará dedicación y tiempo para investigar y comparar resultados, hallar un boleto aéreo barato definitivamente es posible.

Pese a las horas invertidas en páginas web de líneas aéreas y buscadores en Internet, seguirá valiendo la pena, pues en el billete aéreo está el mayor impacto al presupuesto.

Lo que puedas ahorrar se reflejará en un hotel más cómodo, un regalo más para llevar a casa, un paseo más, un parque de diversiones más visitado, una comida más completa y la lista sigue y sigue…

Los consejos que has aprendido en este artículo te permitirán ahorrar un buen dinero para que tu bolsillo no quede tan golpeado al comprar el pasaje. Ahora solo tienes que ponerlos en práctica.

Si ya has decidido dónde viajar, entonces tómate tu tiempo, relájate y empieza a emplear estas herramientas para conseguir el boleto que mejor se adapte a tus requerimientos económicos.

Recuerda que la base para conseguir un billete aéreo barato es la planificación. No dejes nada para última hora, porque el gasto será mayor.

No te quedes con lo aprendido, compártelo con tus amigos y seguidores en las redes sociales para que también conozcan cómo encontrar vuelos baratos desde cualquier parte.

 

Ver También:

Booking.com

Los 20 Mejores Destinos Para Luna De Miel En México

30 Tradiciones y Costumbres más Populares de México