in

Las 50 mejores playas de Portugal que debes conocer alguna vez

La línea costera de Portugal está enriquecida por numerosas playas de bellas arenas doradas, formaciones rocosas y aguas cristalinas perfectas para nadar en cualquier momento de descanso.

Conozcamos en este artículo un top de las 50 mejores playas de Portugal.

1. Camiña

Camiña está en la frontera natural con España, por la parte de Galicia y Portugal, un lugar favorecido por la naturaleza pues sus costas se dividen en apacibles aguas del río Miño y por las olas del océano Atlántico.

Es una playa de arena fina y mar agitado, perfecto para el windsurf. Tiene servicio de renta de embarcaciones ligeras, seguridad y estacionamiento al aire libre.

Sus restaurantes y cafeterías sirven la fresca cocina de mar y otras especialidades, en una temperatura que oscila en verano entre los 15° y 17°.

2. Foz do Minho

Es una amplia playa de agua fría, poco oleaje y de viento ocasionalmente agitado, con un hermoso paisaje formado por dunas a lo largo del arenal.

Podrás caminar hasta el pueblo porque está cerca. Parte de los servicios de la playa son una zona de campismo con amplio espacio para actividades deportivas, una cafetería y restaurante.

Tiene estacionamiento y acceso para personas en silla de ruedas, a través de rampas de madera.

Foz do Minho está en el noroeste de Portugal, en la desembocadura del río Minho, rodeada por el Bosque de Mata y por el Parque de Campismo Orbitur Caminha. En frente se puede apreciar la localidad de A Guarda, España, y el Monte de Santa Tecla.

3. Playa Camarido

De aguas limpias, vientos agitados, rodeada de arena clara y bosque de pinos, que da la sensación de estar en la montaña y no en una playa.

Su cercanía con la desembocadura del río Minho provoca corrientes marinas y mareas altas, por lo que no conviene llevar a niños. Eso sí, sus vientos son ideales para volar cometas a la orilla de la playa.

4. Playa de Moledo

Arenal rodeado de terrazas, cafeterías, restaurantes, estacionamiento, baños portátiles y un extenso espacio para largas caminatas a la orilla de la playa.

En medio del mar y en una isla está la Fortaleza de Insua, fortificación construida en el siglo XV que inicialmente fue un convento y después un fuerte para defender la costa.

Podrás alcanzar la isla en barco y conocer la construcción que en 1910 fue reconocida como monumento nacional de Portugal. A un costado se ve el monte de Santa Tecla, enclavado en Galicia, España.

Playa de Moledo no solo tiene el distintivo de calidad de oro, también es perfecta para el surf y windsurf por sus intensos vientos y bravura de sus olas.

5. Vila Praia de Ancora

Playa dentro del pequeño pueblo pesquero Vila, que pertenece a la municipalidad de Caminho, en la desembocadura del río Ancora.

Su paseo marítimo en bicicleta (alquilada) y arenal le convierte en el lugar perfecto para vacacionar en cualquier época del año. Además, sus fuertes vientos son ideales para el windsurf.

En Vila Praia de Ancora podrás conocer sitios emblemáticos como el Fuerte de Lagarteira y si pedaleas por la ciclo-vía, podrías llegar a playa de Moledo.

El lugar tiene restaurantes, terrazas, cafeterías y heladerías.

6. Playa Fonde Do Câo

Algunas formaciones rocosas la separan de la Praia de Ancora. Se trata de una playa ideal para disfrutar las olas del mar y los hermosos atardeceres que se dibujan en el horizonte.

Pese a que hay muchas rocas, si recorres el camino que bordea la costa llegarás a otro hermoso arenal, playa de Afife.

7. Playa de Afife

Una de las playas más famosas del norte de Portugal, en el municipio de Viana do Castelo. Es de tan buena calidad ambiental que forma parte de la Red Natura, por lo que cuenta con distintivo de calidad de oro.

Es extensa con un amplio arenal al que se puede acceder por palizadas y de intensas olas que le convierten en un paraíso para surfistas. Tiene servicios de renta de sombrillas, embarcaciones ligeras, estacionamiento, restaurantes y bares.

8. Playa de Arda

Bello arenal a mar abierto de espectaculares vistas y senderos bien delimitados con bordes de madera, que combinan perfectamente con el dorado de la arena.

Es larga y ancha, por lo que es fácil perderse en esta, una de las mejores playas del norte de Portugal.

Sus imponentes y frías olas pertenecientes al mar Cantábrico son buenas para surfear. Entre sus servicios están un amplio estacionamiento, duchas, bares y contenedores de basura.

9. Playa do Paçô

Otra playa para perderse bajo el sol, entre las olas o simplemente caminar y sentir entre los dedos la blanca y fina arena. Eso es Playa do Paçô, un lugar que forma parte del Camino de Santiago de Compostela, con restaurantes que preparan exquisita comida del mar.

10. Playa de Carreço

Playa de aguas frías, abundantes rocas y dunas, ideal para correr, pasear o estar relajado en el bar del restaurante, al que se llega por palizadas para no pisar la arena.

Tiene estacionamiento y un hermoso paisaje, todo muy cerca de la colina de Montedor donde se encuentran tres molinos de viento y el Faro de Montedor.

Playa de Carreço es para tomar el sol y disfrutar de bellos atardeceres.

11. Playa de Cabedelo

En la desembocadura del río Lima, en Viana de Castelo, está Cabedelo, de las mejores playas de Portugal siempre escogida por locales y extranjeros.

Se encuentra en un amplio espacio semicircular rodeado de dunas y un bosque de pinos con dos campamentos, lo que permite combinar las actividades de playa con senderismo y aventuras.

En sus aguas se practica windsurf, kitesurf y bodiboard y por las noches podrás calentarte con una fogata en la arena.

12. Playa Suave Mar

En el municipio de Esposende, junto a la desembocadura del río Cávado, está Suave Mar, playa muy frecuentada por las actividades que se pueden hacer como caminatas, correr, paseos en bicicleta, en patines o patineta.

Aunque en ocasiones puede haber bruma o viento, la belleza del entorno y el ambiente natural hacen que valga la pena visitar esta hermosa playa.

13. Playa Esposende

En la misma zona y cerca del municipio que da nombre a esta playa se puede disfrutar de un espacio con suave y amplia arena, más bravías olas perfectas para practicar kitesurf, kayak y otras actividades acuáticas.

Esposende es famosa por su faro y porque está rodeada de hoteles, restaurantes y bares. También por las dunas que se forman en el Parque Natural río Cávado, a las que se pueden llegar en lancha.

14. Playa Ofir

Larga, limpia y solitaria playa, ideal para estar solo concentrado en la naturaleza. Forma parte del Parque Natural do Litoral Norte y está integrada en el paisaje protegido de la zona de Esposende, rodeada por dunas y bosques de pino.

A lo largo de la playa abundan restaurantes, bares, terrazas y clubes con mucha actividad nocturna. En el día, los surfistas y bañistas desafían la bravura de las olas de esta hermosa playa.

15. Playa de Apúlia

Playa de un gran arenal rodeada de dunas que la protegen de fuertes vientos. Forma parte del área del Paisaje Natural Protegido de Esposende.

Los médicos la recomiendan por sus grandes cantidades de yodo contenidas en sus aguas, así como por las algas marinas de las que se extrae el sargazo que usan como fertilizante en los cultivos de la zona.

Tiene antiguos molinos de viento actualmente transformados en casas para vacacionar.

16. Póvoa de Varzim

En el distrito de Oporto se encuentra un pueblo pesquero del siglo XIV donde está Póvoa de Varzim, amplia playa de gran oferta turística con hoteles, casino, campo de golf y deportes acuáticos para disfrutar en las aguas del Atlántico.

Muy cerca está Sao Pedro de Rates, localidad con una iglesia de estilo románico de entre los siglos XI y XII y un edificio que alberga el ayuntamiento construido en el siglo XVIII.

17. Vila do Conde

Pequeño pero famoso pueblo debido a su relevancia como astillero naval en el siglo XV. Un lugar tranquilo con abundantes artesanías de encaje en bolillo, técnica que tomó auge a partir del siglo XVIII con piezas representativas en el Museo del Encaje.

En julio y agosto se celebra el Festival del Encaje, días en los que se incrementa la afluencia de visitantes que aprovechan la oportunidad para visitar las playas Ladeiras y Forno.

Continuando el paseo por la costa podrás llegar hasta la desembocadura del río Ave y justo al frente, donde sus aguas se juntan con el océano Atlántico, está el Faro Vila do Conde.

18. Playa Azurara

Al sur de Vila do Conde y en la desembocadura del río Ave está esta playa de aguas frías y grandes olas.

Es un lugar paradisíaco de arenas blancas y finas que invitan a caminar por la orilla del mar.

19. Playa Árvore

En el centro de un amplio arenal está Árvore, playa de arena fina y aguas claras ideal para visitar en familia.

Tiene una zona de camping, cabañas y un puente peatonal que se extiende a lo largo de la playa, donde se puede caminar o andar en bicicleta.

También tiene una franja protegida al sur del arenal salvaje y casi inaccesible, pues se trata de la reserva ornitológica de Mindelo.

20. Playa de Mindelo

Este lugar se caracteriza por las enormes peñas junto al mar que impiden ver las playas que se encuentran al norte. También por su gran concentración de algas que le hace ser muy concurrida por el turismo de salud.

Se trata de otra de las mejores playas de Portugal, pues es amplia, limpia, con estacionamiento, baños públicos y palapas o chiringuitos, donde podrás comer o refrescarte con un buen coctel.

21. Playa de Angeiras

Hermosa y extensa playa con un vasto arenal ideal para un día bajo el sol tumbado en la arena. Su pesca artesanal deja sobre la mesa de las palapas pescados y mariscos frescos todo el día.

Las dunas que rodean playa de Angeiras le dan un aspecto salvaje, con aguas en verano que promedian 18°. Tiene buenos accesos, estacionamiento, restaurantes, cafeterías y bares.

22. Playa Cabo del Mundo

Playa repleta de dunas con caminos de madera para facilitar el acceso, con aguas en verano a una temperatura de 16°.

Cientos de visitantes se dan cita en este pedazo de mar del territorio portugués, que tiene rocas que lo rodean y dan la sensación de separar el agua de la arena, algo que le hace tener una belleza exótica.

23. Playa de Matoshinos

Matoshinos está donde desemboca el río Leça y es de las más famosas playas de Portugal. En sus orígenes fue un pueblo donde extraían la sal; actualmente es el puerto pesquero más importante del país.

La playa es de ambiente relajado con gente paseando a sus perros, corriendo o sobre bicicletas. También suele haber festivales de música, restaurantes, bares y otros centros de entretenimiento.

En Matoshinos podrás ver la escultura de la Anémona, un monumento dedicado a los pescadores que se mueve según la dirección del viento y la brisa marina.

24. Playa de Lavadores

Playa tranquila y de amplio arenal rodeada de gigantes rocas que la hacen perfecta para caminatas por el paseo marítimo, que se extiende varios kilómetros hacia el sur.

Su cercanía con la ciudad de Gaia la hace más atractiva, pues tiene todos los servicios y una gran oferta de entretenimiento.

Como casi todas las playas de esta zona tiene mucho viento y preciosas vistas hacia el Atlántico y a la ciudad de Oporto.

25. Playa de Costa de Caparica

Pertenece a la costa del mismo nombre a solo media hora en carro de Lisboa, en la desembocadura del río Tajo, justo donde comienza un arenal que se extiende 30 kilómetros hacia el sur, siendo la zona de playa más grande de Europa.

Esta zona es ocupada por playas que se comunican a través de un tren abierto conocido como, Transpraia. El recorrido comienza en la localidad de Costa y termina en la playa Fonte de Telha.

Para algunos, es una de las playas más bonitas del norte de Portugal por el ambiente de sus terrazas, de sus caminatas sobre su fina arena y cristalinas aguas.

26. Playa de Marbelo

Un camino de madera que serpentea a lo largo de la costa facilita el acceso a esta extensa playa de arenas blancas y rica en actividades acuáticas durante todo el año.

Este paradisíaco lugar poco ventoso pertenece a la localidad de Espinho, con una temperatura en verano que oscila los 18°.

Tiene estacionamiento al aire libre, restaurantes, bares o terrazas donde tomar un café por la mañana y una copa en la noche.

27. Playa de Espinho

En este antiguo pueblo pesquero cerca de Oporto está una playa de blancas y finas arenas, donde además de descansar bajo el sol podrás beber un coctel, jugar volibol o practicar surf en las altas y elevadas olas que se forman en sus aguas.

En Espinho abunda la pesca de camarón, por lo que podrás disfrutar de diferentes platillos y especialidades que se ofrecen en las terrazas, palapas y restaurantes, a lo largo de la costa.

Los lunes se instala el mercado sobre ruedas más grande del país, con puestos que se extienden varios kilómetros ofreciendo una gran variedad de artículos.

28. Playa de Valadares

Otra hermosa playa de la costa portuguesa a solo 10 minutos en coche de Oporto. Es muy limpia y con muchos bares, restaurantes y terrazas para pasar un buen rato de entretenimiento.

Muchos bañistas acuden a refrescarse en sus aguas ricas en yodo, buenas para fines terapéuticos y de restauración energética.

Las grandes olas de la primavera y el otoño atraen a miles de turistas que las desafían con sus tablas de surf.

29. Playa Dunas del Mar

El nombre describe la principal característica de esta playa, donde la arena forma grandes dunas.

El acceso a sus aguas es un poco difícil por las muchas rocas que la rodean, sin embargo, en algunos sitios se forman pequeñas piscinas de agua salada ideales para niños.

Dunas del Mar es muy concurrida por aficionados a la pesca deportiva por su gran cantidad de especies.

30. Playa de Francelos

Los bañistas acuden a playa de Francelos para caminar sobre sus blancas arenas, tomar el sol en las rocas y admirar las estrellas de mar, ostras, percebes y otras especies marinas que abundan en la zona.

Se trata de otra de las playas surfistas preferidas por los valientes que desafían sus olas. Tiene restaurantes, bares y palapas. Podrás alquilar una sombrilla y tumbarte en la arena a disfrutar del sol.

31. Playa de Saozinha

Las rocas abundan en Saozinha, playa entre Francemar y Senhor da Pedra, con aguas frías pero tranquilas, limpia arena con zona de dunas y carril para bicicletas, zonas para caminar y acampar.

Los restaurantes y bares tienen un ambiente familiar, baños limpios y paisajes rocosos aunados a un bello paisaje.

32. Playa del Señor de Piedra

Una impresionante capilla construida sobre grandes rocas distingue a esta hermosa playa. Se trata de la Iglesia del Señor de la Piedra, un templo que se sumerge en las aguas del Atlántico cuando el mar azota con fuerza.

El arenal está al norte de la playa de Miramar y es muy concurrido tanto por bañistas que visitan el lugar, como por feligreses que en junio acuden a la romería en honor al Señor de Piedra.

33. Playa de Miramar

Bella playa cerca de un campo de golf rodeada de casas lujosas de veraneo y un Centro de Educación Ambiental de las Riberas de Gaia, donde los pequeños  interactúan con actividades lúdicas sobre el cuidado del entorno.

Hay un amplio arenal con dunas que separan la carretera de la costa. Los restaurantes a lo largo de la playa preparan especialidades de frescos mariscos extraídos de sus aguas.

34. Playa de Paredes de la Victoria

En la región centro de Portugal, en la costa de Alcobaça, está esta linda playa de arenas blancas con 2 mil 500 metros de longitud, justo donde desemboca el río Paredes y se une al Atlántico.

Donde el mar y el río se juntan es ideal para que naden los pequeños, pues la marea suele ser baja, en cambio, las aguas del mar suelen ser agitadas y propicias para actividades deportivas como kitesurf, surf, windsurf, pesca deportiva, voleibol y fútbol.

35. Nazaré

Playa privilegiada por estar rodeada de bellezas naturales, finas arenas, aguas cristalinas y enormes olas que se levantan sobre el Atlántico, perfectas para el surf, katesurf, bodyboard, pesca deportiva y buceo.

Además del día de playa, podrás visitar el Faro de Nazaré, un precioso mirador sobre un acantilado donde las vistas hacia el pueblo, al mar y a todo el entorno, resultan una experiencia inigualable.

36. Playa de Baleal

En la ciudad costera de Peniche, en la región centro de Portugal, se hallan paradisíacas playas como la de Baleal, integrada en una península de 10 kilómetros de perímetro con preciosos paisajes.

Sus aguas son buenas para la práctica de deportes acuáticos, siendo sede de la primera escuela de surf en 1993.

37. Playa de Medao o cortatubos

Se le llama “cortatubos” por las perfectas olas tubulares de hasta 3 metros de altura que se forman en sus aguas, algo que la hace perfecta para el surf.

Igualmente es plácida para descansar sobre su fina y blanca arena bajo una sombrilla, para practicar pesca deportiva o disfrutar de su animación nocturna.

38. Playa de Gamboa

De las playas más bonitas y tranquilas de la península de Peniche, frente al faro y rodeada por dunas de gran valor ambiental y abundante vegetación. Sus aguas son cristalinas y sus arenas blancas y suaves.

39. Islas Berlengas

Apostadas en las aguas del Atlántico y a solo 10 kilómetros de las costas de Peniche, está este bello archipiélago acariciado por las olas y el viento.

Llegarás a las islas Berlengas en barco en un viaje de 45 minutos desde Peniche. Es un lugar con cuevas, riscos, acantilados e islotes.

Además de tener playas paradisíacas, el archipiélago es Reserva Natural de la Biósfera y cuenta con otro atractivo como el Fuerte de San Juan Bautista, construido en el siglo XVII.

40. Playa Ericerias

En uno de los pueblos más bonitos del norte de Portugal está una hermosa playa de limpias e imponentes olas, que la han convertido en la meca del surf.

Ericerias es un antiguo pueblo pesquero, lugar pintoresco de calles adoquinadas, edificios históricos, ambiente tradicional y paisajes naturales que rodean sus playas (San Sebastián, playa del Norte y playa de los Pescadores).

41. Playa de Guincho

Continuando el recorrido de las playas de Portugal de norte a sur y antes de llegar a la localidad de Cascais, cerca de Lisboa, está este arenal de paisajes rocosos, naturaleza salvaje y mar agitado, integrado en la famosa Costa de Oro.

Una de sus características son sus fuertes vientos, que le hacen una playa para la práctica del surf, kitesurf, windsurf y bodyboard.

A lo largo de la costa prepararan especialidades selectas de mariscos.

42. Playa de Almograve

Playa de marea baja con pequeñas piscinas de mar creadas por las rocas que la rodean. Sin embargo, cuando la marea sube, Almograve se convierte en un lugar de surfistas y practicantes de deportes extremos.

El lugar es extenso como para dar caminatas y observar las caprichosas formas de los acantilados.

Playas del Sur de Portugal

Al sur de Portugal se pueden encontrar las mejores playas, no solo del país, sino de toda Europa, pues son kilómetros de arena fina rodeadas por acantilados que hacen paisajes de fotografía.

Conozcamos cuáles son las mejores playas de Portugal en la costa sur.

43. Playa de Odeceixe

En la bifurcación del río Seixe con el océano Atlántico se encuentra Odeceixe, otra de las playas más hermosas de Portugal que combina las tranquilas aguas del río con el agitado oleaje del mar.

Está flanqueada por acantilados formados de cuarzo que podrás alcanzar en canoa o kayak.

El oleaje permite surfear y practicar otras actividades. Muy cerca está la playa nudista de Adegas.

44. Playa de Armoreira

Playa ubicada en la desembocadura del río de Aljézur y del océano Atlántico, por lo que podrás nadar tanto en aguas dulces como saladas.

Armoreira tiene un gran arenal protegido por un amplio campo de dunas y está rodeada por un peñón del que se cree es un gigante tumbado. Es hábitat de fauna como la garza real, la nutria o el martín pescador.

Cuando la marea baja se pueden admirar formaciones de roca fosilizada formando extensas lagunas en la playa.

45. Playa de Arrifana

Arrifana está en una pequeña bahía rodeada por acantilados cuyas olas atraen a surfistas, buceadores y practicantes del bodyboard de todas partes de México.

La playa es ejemplo del perfecto equilibrio entre la naturaleza salvaje y la ocupación humana, pues desde las ruinas de una antigua fortaleza se puede apreciar el paisaje en todo su esplendor.

46. Playa Vale de Figueiras

A 15 kilómetros al noroeste de Carrapateira se encuentra Vale de Figueiras, bella playa solitaria con poca infraestructura ideal para una cita romántica. No cuenta con muchas instalaciones ni servicio de salvavidas.

47. Playa Dona Ana

Una de las playas más bellas y famosas de la zona de Algarve, con un arenal acariciado por aguas cristalinas que impactan en los acantilados que la rodean, los cuales puedes visitar en barco o kayak.

Además de la belleza natural que ofrecen sus paisajes, la cercanía con la ciudad de Lagos le da un valor agregado. A 25 minutos a pie llegarás a ella y podrás conocer su antigua ciudad amurallada o el Castillo de los Gobernadores.

48. Ponta de Piedade

Monumento natural de fina y blanca arena, aguas color turquesa y rocas de caliza, a 3 kilómetros de la ciudad de Lagos.

Los acantilados son color amarillo y dorado y pueden medir hasta 20 metros de altura. Todos estos rasgos hacen de Piedade una de las playas paradisíacas de Portugal.

49. Playa San Rafael

Cerca de la pintoresca ciudad de Albufeira se encuentra esta playa rodeada por acantilados y formaciones rocosas que emergen entre las aguas, invitando a conocer la vida marina a través del buceo.

El lugar atrae a muchos turistas, sobre todo en temporada de verano, seducidos por sus acantilados, arcos, cuevas y grutas o para practicar deportes acuáticos como el surf o bodyboard.

50. Isla de Tavira

En la costa oriente de Algarve podemos encontrar otras de las mejores playas de Portugal. Se trata de un hermoso arenal de 11 kilómetros de largo frente a la ciudad de Tavira, al que se puede llegar en barco en un trayecto de 10 minutos.

La isla es un paraíso para quienes aman la naturaleza, ya que se pueden hacer actividades de camping, nudismo y observación de aves.

Las cuatro playas que integran la isla son: Tavira, Tierra Estrecha, Hombre Desnudo y Barril, donde se encuentra un cementerio de anclas, todas con una historia interesante y diferente.

¿Cuáles son las playas más lindas de Portugal?

Es difícil elegir de entre todas cuáles son las más lindas, pero por sus características destacamos:

  • Nazaré.
  • Baleal.
  • Armoreira.
  • Arrifana.
  • Algarve.
  • Dona Ana.
  • Playa de Marina.
  • Sao Pedro de Mar.
  • Isla de Tavira.
  • Playa Costa de Capareico.

¿Qué mar hay en Portugal?

Portugal está en la península Ibérica y el océano Atlántico baña los mil 793 kilómetros de costas que tiene el país, pues lo rodea por el sur y el oeste.

Playas de Portugal cerca de Lisboa

Si estás en Lisboa podrás conocer sus playas más cercanas. Estas son: playa de Guincho, Supertubos, Carcavelos, Galapinhos, Costa de Caparica y Bela Vista.

¿Cuántas playas tiene Portugal?

Portugal tiene 832 kilómetros de costa, con aproximadamente 100 playas a lo largo de su litoral, incluyendo las islas de Madeira y Porto Santo, lo que representa más de 3 mil horas de sol al año.

De norte a sur, las playas de Portugal son un paraíso por descubrir. Las hay para todos los gustos, de alto oleaje, de aguas tranquilas, con acantilados y con extensos tramos de arena.

No te quedes con las ganas de descubrir las mejores playas de Portugal, así que prepara tus lentes de sol, tu traje de baño y no olvides el protector solar.

 

Ver también:

Booking.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Los 15 mejores lugares turísticos de Tokio que debes conocer

Los 15 mejores postres típicos de Bolivia que debes probar